El Blog de Psideh

Todo acerca de nuestros artículos

LOS JUEGOS DE LA RAZÓN EN UN MOMENTO DE CRISIS DE ANSIEDAD

Autor: Lic. Carlos Adalid Posos Jaime

Publicado: Jueves, 09 Abril 2020


los-juegos-de-la-razon-en-un-momento-de-crisis-de-ansiedad

Leer los Juegos de la Razón en un momento de crisis de Ansiedad o Celos es como aprender a manejar una bicicleta… las primeras veces estarás nervioso, apenado, querrás aprender, pero habrá una parte de ti que se niegue a caer. Solo considera que, si te detienes hoy, tal vez no consigas ganarle a la vida. Por lo que te invito a practicar las técnicas que te mostramos y llegado el momento, lograras ganar una carrera de velocidad…. Así es el control de la ansiedad, al principio se te dificultara, pero al seguir practicando lograrás el control y equilibrio para seguir tu vida de forma placentera y feliz. 


Cuando te encuentras en un punto de crisis, celos o ansiedad, es muy difícil que alguien pueda hacer algo por ti. El único que puede controlarte eres tú. Y para poder controlarte o canalizar lo que vives en ese momento… es importante que realices ANTES una serie de pequeños cambios, que utilizarás el día que más los necesites. Realizando estos pequeños cambios podrás mantenerte en un estado de aprendizaje a pesar del dolor que vives.


Puedo comentarte que son muchos los especialistas que trabajan desde la razón, son los doctores o personas en general que te dicen: contrólate, tú puedes controlarte, piensa en otra cosa, no pienses en ello, olvídalo ya, o eso solo está en tu mente. Lo importante en estas expresiones es reconocer que son muchas las personas que pueden lograr el control desde la razón y en efecto les funciona. Sin embargo, lo que ellos no consideran, es que tuvieron que establecer en su mente una serie de creencias y bloquear algunas emociones para que funcionen casi en automático sus pensamientos, como si fueran una barrera en momento de crisis.


Trabaje con un señor que decía: ¡¡¡Basta Ya!!! ¡¡A otra cosa!!… Esta expresión se la repitió muchas veces y en diferentes momentos de su vida… ante situaciones que no podía resolver por lo que aprende a bloquear emociones y pensamientos. Tengo que puntualizar que existen muchos detalles de toman fuerza desde la frustración, el miedo o la desesperación. Pero ya de adulto, el solo hecho que él exclamara ¡¡¡Basta Ya!!! Funcionaba como un freno para dejar de pensar en el tema que lo exacerbaba. Pero la intensión por la que lo expongo, es que a partir de la repetición constante se activa como mecanismo de defensa y aprende a separarlo de las emociones.

Por otro lado, también existe otra vía para el control de emociones en el momento de crisis. Al dejar fluir las emociones y las experiencias corporales,  se puede conseguir el equilibrio y la tranquilidad en momentos de desesperación o ansiedad. El cuerpo también tiene su lenguaje, que muchos desconocemos, pero igual que una preocupación te pueden llegar avisar, torturar o detener. Por ejemplo, una amiga tenía una técnica infalible para ella... buscaba el apoyo y consuelo de las personas en el momento de crisis, entonces llamaba y visitaba a sus amistades para contarle las dificultades que vivía y cómo se sentía. Con ello dejaba salir las emociones, y esto le funciona al 100%.  Esto de buscar la compañía y abrigo afectivo le alimentaba en momentos difíciles.

Moraleja: Algunos les funciona la razón y desde lo individual. A otros les funciona unirse a otros, dejar salir el llanto, buscar la compañía y con ello salir adelante. Ninguna es más o menos, ninguna de las dos formas de afrontar esta mal o bien… lo que enfatizamos es que a unos les funciona separarse, bloquear y razonar y a otros unirse, abrazar y llorar.

La primera técnica que podemos aprender es que diferencies si a ti te funciona el controlarte sólo y razonando o si te va mejor reunirte con los amigos y compartir tus emociones. Te propongo que tomemos ambas estrategias especializadas y unamos esas experiencias de éxito para lograr una técnica que funda la razón y las emociones. Entonces puedes ocupar una parte de la razón y formular las opciones y también coméntalo con alguien que puedas ser transparente.

______________________

 

 

Iniciaremos con la razón

La razón tiene diferentes funciones en nuestra vida, es una facultad que nos distingue del resto de los habitantes de este planeta. Sin embargo, es importante identificar algunos de los juegos mentales de la razón que nos desequilibran en un punto de crisis de nuestra vida.

Durante un estado de Ansiedad o Celos la razón nos coloca:

·       Lejos del tiempo presente.  Se experimenta al centrar mi atención en lo que alguien dijo o hizo en el pasado o prometió del futuro.

 

·       Fuera de este Espacio. La puedes reconocer cuándo nos imaginamos que sucede en la playa donde está mi novia o que hace mi esposo al salir del trabajo.

 

·       Entre el deber y el Ser. Esta es buenísima y se refiere a incongruencias, por un lado, creer que las personas se DEBEN comportar como yo pienso, como me ENSEÑARON o “como Dios manda”.

 

Pero sabes de ¿dónde toma fuerza estos pensamientos? Para que se llegue al punto de desesperación, asfixia o rabia … “De las heridas emocionales que tenemos” y eso hace que se desborde o descontrole a pesar que una parte de ti intente decirte “contrólate” “no pasa nada”; sin embargo, si lo que dijo o hizo la otra persona duele de forma inconsolable, es porque hay otra la herida o heridas que aún no sanan y entonces se activa la defensa automática y atacamos… a otros o a uno mismo. Entonces, es tan importante prestar atención a los pensamientos que pasan por nuestra mente. Pero también prestar atención a sucesos pasados (decepciones o experiencias dolorosas) que se encuentra allí dentro de nosotros como una herida o una espina que si alguien mueve nos duele. Sin embargo, repito la pregunta: ¿Quién ha mantenido la herida o una espina dentro? ¿Quién mantiene esos pensamientos que nos torturan? ¿Quién es el responsable de sacar esa espina o cuidar que sanen sus heridas?

 

Empezaremos a identificar cada uno de esos juegos mentales de la razón con el objetivo de ayudarte a intervenir en situaciones de crisis.

 

1er. JUEGO Lejos del tiempo presente.

Una facultad racional que tenemos, es la capacidad de traer a nuestra mente eventos del pasado, al presente. Para analizarlos, revisarlos, aprender de ellos o simplemente evocarlos como referencia. Es un ejercicio racional para asociar variables o datos, relacionarlos y ordenarlos son funciones lógicas.

Esta misma facultad, se puede aplicar para adelantarse a los sucesos presentes. Lo que nos da la sensación de podernos adelantar en el tiempo. Esto ya lo sabes, pero la intención en este artículo es identificar esta facultad como parte de evolución humana y que tiene como propósito generar alternativas se solución para salvaguardar nuestra existencia, además, la ciencia no podría existir sin esta facultad.

Imagina que hace millones de años un depredador acorralaba a alguno de nuestros ancestros. Dentro de los muchos cambios fisiológicos y bioquímicos que se viven en nuestro cuerpo, existe una generación de múltiples ideas en un solo instante para salir la situación de riesgo en la que te encuentras.

Si hago esto… si giro a la izquierda… o si giro a la derecha… si salto… es mejor atacar…etc. Estos pensamientos son instantáneos y bien aplicados tienen la función de salvaguardar nuestra existencia.

Ahora bien. ¿Por qué se convierte en un juego mental, en un punto crítico de nuestra vida?

Por la simple razón que se usa esta facultad para otras situaciones que no son parte de la ciencia ni para salvo guardar tu integridad física. Ejemplo, si aplicas esta facultad racional para adivinar que hace tu esposo o esposa al salir de trabajar, 1… Ni ocupas el método científico de investigación en la persecución de tu esposa (o) y 2… Si tu esposa se va de compras o si tu esposo juega cartas con sus amigos, no vas a dejar respirar, ni te va a hacer sangrar hasta morir por el hecho que compre o juegue cartas. Por la simple razón que tu vida nunca depende de si tu esposa sale de compras o si tu esposo juega en el casino. Aunque muchos lo quieran creer que sí.

Y todavía se pueden incrementar los pensamientos como por ejemplo ¿Qué va a hacer cuando salga?  ¿si se divierte me va a dejar? ¡Y si es feliz ya no querrá vivir conmigo! … en fin, una serie de pensamientos que insisto, ni te va a quitar vida, ni dejarás de respirar por lo que haga o deje de hacer otra persona, en otro lugar.

Lo que es real, es que es la mejor forma de torturarte y consumirte. El error es aplicar esta facultad racional fuera del contexto de la ciencia o fuera de un ataque frontal. La facultad de proyectarse en el tiempo funciona sobre lo que YO voy a hacer y jamás funciona si aplico mi facultad a lo que otra persona va a hacer o deja de hacer. Porque entonces es adivinación. Y adivinar es una facultad opuesta a la deducir. Y si consideras la probabilidad sobre el tema del engaño, tendrás que aplicar un método estadístico.

 

2do. JUEGO Fuera de este Espacio.

 

Otra facultad racional muy relacionada con la anterior es la de moverse en espacio diferentes. Si alguien te llama desde París para describirte cómo se siente con esa experiencia y te detalla los lugares que visita, por esta descripción, tú puedes tener referencia. Eso facilita que te traslades mentalmente a ese lugar y lo sentirás tan real que puedes llegar a sentir que en realidad estas en aquel espacio. Y ello te hace sentir como si estuvieras en otro espacio físico al que te encuentras.

Ahora bien, aplicando esta facultad al tema de los celos y ansiedad. Podemos pensar en la novia que quiere evitar que su novio fume al salir de la escuela y entonces empieza el juego mental… ¡A esta hora ya salió de la escuela!, ya está platicando con su mejor amigo… y van a comprar cigarros… Primera pregunta: ¿Sobre quién escribe la historia esta jovencita?… y para qué desgasta tiempo, energía, talento para escribir una película para que su novio la protagonice… si su novio, es el único que tiene que escribir su propio guion, su propia historia sobre su vida. Por la simple razón que su novio tiene su propio cerebro… con el que decide lo mejor que puede decidir y respira de forma autónoma. Pero darle esta libertad implica considerar al novio, esposo o hijo un sujeto pensante, un individuo libre y capaz de tomar sus propias decisiones. Pero tal vez YO no quiera que él haga eso, pero aclaremos, él y solo él, podrá decidir qué hacer.

En esos momentos en los que piensas ¿qué hace? o deja de hacer otra persona, que se encuentra en un espacio diferente al que ocupas. Al concentrarse en lo que puede pasar, hacer o realizar… estas ocupando una facultad racional fue diseñada para que podamos planear acciones o alternativas personales en el futuro… en mi futuro... y es muy importante aplicar esta facultad en crear el guion de MÍ película, donde yo y únicamente yo soy el protagonista.

 

3er. JUEGO Entre el deber y el Ser.

 

El deber ser o hacer es una facultad racional muy fuerte. Existen muchas personas que se han especializado en el control personal. Basan todas sus acciones en lo que deben hacer. Ejemplo: debo hacer ejercicio todas las mañanas, debo dejar de tomar coca cola, debo de maldecir o criticar a mis compañeras… Encontrarme en medio de todo lo que DEBO de hacer y someter los sentimientos o deseos eso puede llegar a torturar en forma de preocupación o culpa. Desde el DEBER el peor enemigo a vencer es lo que deseo, quiero o siento por lo que se genera una sensación de incertidumbre, duda, culpa o lucha interminable. 

Ahora bien. Si el deber aplicado en mi persona es tortuoso y muchas veces difícil de realizar. Ahora imagina que yo le diga a otro adulto lo que debe de hacer. Vamos a preguntarnos ¿A razón de qué el otro adulto DEBE hacer lo que tú deseas?… Bien, entramos en un tema de negociación y te invito a leer el juego del poder en las parejas. Pero lo que es necesario enfatizar aquí es que si tu reto es HACER QUE OTRO HAGA LO QUE TÚ QUIERES, tus probabilidades son muy pocas y si lo logras durará poco tiempo que la otra persona se someta a tus deseos.

Declaraciones como: Él tiene que hacer… él debe decir… el juró que... ella debió… ella tenía que… nos dan referencia en el momento de crisis EXISTE UNA IDEA QUE OTRA PERSONA TIENE QUE SER COMO YO QUIERO. Y ese es tema de una herida emocional infantil muy grande.

Lo difícil es reconocer que esa facultad racional se convierte en un juego mental cuando te torturas por HACER cumplir a OTRO, lo que tú consideras que esa persona debe hacer o por lo que no tuvo que hacer. Todo según lo que tu consideras.

Es interesante eso porque el juego mental radica en:

si yo creo que me tienen que tratar de tal forma, me tuvo que decir…

o tienen que comportarse de esta forma y no se cumple lo que yo creo.

Entonces las acciones de las personas me duelen. Me tortura que él o ella no hace o dice las cosas. No me trata como yo creo que así me debe de tratar y eso es una tortura segura. Punto número 1. Este deber ser, tú lo tienes como regla regulatoria personal y por ello crees que otros lo tienen que saber y realizar por el simple hecho que tú lo concibes así o porque te ha funcionado.

Por ejemplo, en una relación de pareja donde él afirma que ella debe tener la comida antes que llegué. El juego mental tortuoso radica en que si no cumple la otra persona con lo que según yo Debe hacer genera la sensación displacentera sino no se cumple mi película o el guion que yo escribí.

Y al pelear él afirma “es la realidad” es lo que debe de hacer.  Y es allí donde empieza la tortura cuando no sucede, no solo a nivel personas sino también como tortura a las personas que nos rodean. Pero sobre todo, recuerda que este deseo ciego de querer que otro haga lo que YO pienso que es como se debe hacer, es producto de una herida infantil donde un niño o niña quiere cubrir una herida profunda que generó dolor, incertidumbre o miedo en el pasado.

Ahora si unes estos tres juegos mentales en tiempo presente, se apodera de ti la ansiedad, la desesperación, la angustia, el miedo, los nervios o como quieras llamarle.

Si unes está facultad racional a miedos o temores ocultos, se incrementa la intensidad de lo que experimentas. Y por ello entra en Crisis. Por el hecho que estas generando una película o el guion de una serie en tu mente… donde él o la protagonista es otra persona que está haciendo otras cosas, en otro lugar y con otras personas… Pero te empeñas en crearla y recrearla en tú mente. Estos pensamientos provocan que tengamos los cambios fisiológicos como si estuviera sucediendo en tiempo presente y por ello, lo crees que es verdad. Pero sorpresa… Son tan solo tus pensamientos y miedos intensificados.

Te aseguro que de nada sirve estar pensando en el futuro que prometió o lo que hizo en el pasado otra persona.

Lo que SI puedes hacer es tomar el control de tus pensamientos y concentrarte en tiempo presente. Es allí dónde está el secreto y lo que hace infalible las técnicas de respiración, pensamientos positivos y mindfulness (que puedes encontrar libres en YOUTUBE). Conectarte con el presente es lo que te proporcionará paz, liberarte de esas creencias o juegos mentales te dará tranquilidad, generando así un estado más saludable.

 

Ahora, te comparto un ejercicio que puede ayudarte a conectarte con tu presente:

1ª parte.

Instrucciones:

·       Colócate en el centro de tu habitación, sala o salón.

·       Ubica espacio y tiempo imaginándote frente a ti el futuro

·       El pasado detrás

·       Del lado izquierdo otro lugar (la casa de mis papas, el lugar donde voy a exponer, o la sala de juntas)

·       Del lado derecho donde se encuentra otra persona que es el o la protagonista de las historias que hacemos en nuestra mente (donde se encuentra él, ella o ellos… su casa, su trabajo o el gimnasio al que van).

·       Arriba de ti… ubicaremos los pensamientos que tengan que ver con lo que Debería ser o suceder.

·       Y debajo de tus pies los pensamientos que tiene los hubiera hecho, dicho o no hubiera, etc.

En conclusión, es un ejercicio para diferenciar y clasificar en espacio y tiempo todos esos pensamientos que llegan en un momento de ansiedad.

 

Repetimos con el objetivo de aclarar el ejercicio y unir la teoría con la practica.

Para contextualizarte, apóyate en la figura anterior… la razón te puede colocar como en este cuadrante compuesto por tres líneas.

La línea roja es la del tiempo y tú te encuentras al centro, frente a ti el futuro y el pasado detrás.

Otra línea azul que representa otro espacio u otro lugar y en medio te encuentras tú.

Una tercera línea color verde que representa el deber ser. Y también en un punto de crisis uno se encuentra entre lo que debería ser o lo que huera pasado o hecho.

 

2da. Parte

Una vez ubicados al centro del cuadrante… recuerda el último momento de ansiedad que hayas experimentado. Y separemos los pensamientos. Si aparecieron temas del futuro, da un paso al frente y describe la idea que te invade del futuro. Si llega información sobre otra persona, sobre qué hace, en otro lugar entonces, da un paso a la derecha y narra la película desde ese otro lugar. Y regresa a la posición inicial.

Esta operación se repite cuantos pensamientos aparezcan. Para cada pensamiento, nos contextualizamos dando un paso y narrando en voz alta lo que aparece en nuestra mente o sentimientos.

Recuerdas que hacíamos la comparación de este tema con aprender a manejar una bicicleta. Bueno este ejercicio son esos ensayos o entrenamiento. Al principio que lo practiques aparecerán uno o dos pensamientos y te sentirás incomodo dar los pasos y querrás hacerlo todo desde tu escritorio o cama. Te invito a que lo realices de pie… nadie consigue el equilibrio en la bicicleta desde el escritorio o la cama. Tenemos que subirnos para conseguir el equilibrio. Y si te descubre durante el día pensando sobre lo que otra persona debe hacer… imaginando que hace o que piensa. Detente y has el ejercicio... lo importante es colocar cada pensamiento en el lugar y espacio que le corresponde y jamás quedártelos.

Todo desde el presente. Recuerda cuando estamos tranquilos, puede que se mezcle uno o dos pensamientos que no nos quita el aliento. Pero si se mezclan muchos pensamientos y sentimientos llegarán a torturarte. Por ello, es importante separar los pensamientos antes y durante el momento de crisis… ¿este pensamiento que aparece en mi mente es sobre cosas del futuro? ¿Sobre lo que esperaba que sucediera o temía que sucediera?… pero no de lo que ellos o ellas hacen… el principio básico y terapéutico es sobre lo que YO PIENSO sobre lo que debería pasar, lo que no hubiera querido que sucediera en el pasado o lo que deseo que haga otra persona en otro lugar y en otro tiempo.

 

Mil gracias por la confianza… Estamos para ayudarte.

los-juegos-de-la-razon-en-un-momento-de-crisis-de-ansiedad

Autor: Lic. Carlos Adalid Posos Jaime

Estudió la licenciatura en Psicología. Es instructor certificado por el Consejo Nacional de Normalización y Certificación de Competencias Laborales. CONOCER. Su interés e inquietud por el conocimiento, lo ha llevado a ser altamente autodidacta y a través de la experiencia práctica se ha especializado en programación neurolingüística, inteligencia emocional, entre otros enfoques. Todos ellos dirigidos al desarrollo del hombre como individuo en sus contextos laborales y personales principalmente.

Más artículos del autor